Nuevo

Laurel: el seto aromático


El laurel es uno planta ornamental típica de hoja perenne mediterránea, ideal para formar setos densos, pero también como arbusto aislado. Este cultivo se conoce desde la antigüedad y además de su valor estético, regala sus hojas aromáticas a quien lo pone en el jardín.

Un seto es muy importante para la agricultura ecológica, por muchas razones. De hecho, los setos no son solo divisores y cortavientos, tienen diferentes funciones ecológicas, en particular ofrecen sitios de anidación para aves e insectos y refugio para pequeños mamíferos, por eso van a fomentar la biodiversidad del entorno en el que se plantan. En el caso del laurel, el hecho de que sus hojas se pueden utilizar en la cocina.

Precisamente por su reconocido poder aromatizante y beneficioso, podemos clasificar el laurel no solo entre los setos ornamentales, sino también entre las perennes esencias aromáticas. Así que aquí hay una serie de información útil para introducir el laurel en nuestro jardín o espacio de cultivo, según métodos de agricultura ecológica.

La planta de laurel

LaurelLaurus nobilis) es un planta perenne que generalmente asume un porte arbustivo, pero que se deja crecer libremente se convierte en un árbol de tamaño relativamente pequeño, alcanzando un máximo de 10-12 metros.

La planta ha sido un símbolo de nuestra cultura occidental desde la antigüedad: fue considerada sagrada para Apolo y asociada con poetas y personas de gran cultura. No es casualidad que el término "graduado" en realidad signifique ceñido con laurel y, de hecho, el día de la graduación, es común usar una corona de laurel.

La planta de laurel forma una vegetación muy densa, con ramas poco espaciadas con corteza lisa y follaje denso, y esta característica lo hace mucho adecuado para la formación de setos. Las hojas son bastante gruesas y coriáceas, brillantes, de color verde oscuro en la parte superior, más claras en la inferior y de forma ovalada puntiaguda con bordes ligeramente aserrados.

Botánicamente, el laurel es uno planta dioica: podemos encontrar individuos exclusivamente masculinos y exclusivamente femeninos, respectivamente con inflorescencias que producen polen e inflorescencias que tienen el ovario y dan fruto después de la polinización. El fruto de las plantas femeninas se asemeja a una pequeña aceituna negra.

Tenga cuidado de no confundir el laurel con el laurel cereza (Prunus laurocerasus), incluso si se llama laurel, tiene poco que ver con laurus nobilis. El laurel cereza es uno de los setos más extendidos, se caracteriza por sus grandes hojas de color verde brillante y es visiblemente diferente a la especie que estamos describiendo.

Variedad de laurel

Podemos encontrar dos variedades distintas de laurel: el angustifolia y el aura. El segundo es menos tolerante al frío invernal, requiere protección en áreas con un clima severo y tiene hojas puntiagudas que tienden al amarillo dorado como color.

Clima y terreno ideales

El laurel es uno especies rústicas y adaptables, que no tiene necesidades muy particulares, aunque siendo una esencia mediterránea sin duda encuentra sus condiciones ideales en la costa, en la llanura o en las colinas, hasta los 800 metros sobre el nivel del mar. Sin embargo, en invierno puede tolerar caídas en temperaturas bajo cero, siempre que no sean demasiado prolongadas.

Se adapta a varios tipos de suelo, siempre que no estén asfixiados, y por tanto, a pesar de su variabilidad, deben ser suficientemente drenados, mientras que como posición puede crecer fácilmente.y tanto a pleno sol como a media sombra.

Como y cuando plantar

Si tiene la intención de introducir plantas de laurel en el jardín o en el espacio de cultivo de hortalizas y plantas de frutas, o incluso más para crear un seto, se recomienda comprar plántulas que ya hayan crecido lo suficiente y plantarlos entre octubre y marzo, sin embargo, evitando periodos muy lluviosos y fríos.

Se cava un hoyo bastante profundo para el trasplante., para soltar toda la tierra que luego se encontrará cerca de las raíces. La planta debe insertarse muy recta en el fondo, y luego se cubre el hoyo con tierra excavada mezclada con abono maduro o estiércol.

Para un efecto ecológicamente mejor, lo ideal es mantener las capas de tierra más profundas separadas de las más superficiales, volver a colocarlas en el mismo orden y mezclar el mejorador del suelo solo en las capas superficiales.

El corte de laurel

Si queremos multiplicar el laurel por nuestra cuenta y no tenemos prisa por verlo crecer, podemos hacer esquejes, enraizando brotes apicales en macetas llenas de buena tierra, para mantenerlas siempre húmedas.

Es útil elegir un ejemplar de laurel especialmente bello y sano para sacar las ramitas de los esquejes, pues con esta técnica se obtienen ejemplares genéticamente idénticos a la planta madre, que tendrán las mismas características.

Hacer setos de laurel

Es costumbre delimitar muchas propiedades y jardines privados plantación de setos de laurel específicos, pero también setos mixtos en los que el laurel todavía juega un papel fundamental, también gracias a su porte tendencial columnar. Los setos brindan privacidad y sombra, pero también emiten preciosos oxígeno, algo que no debe darse por sentado en absoluto.

Por eso, antes de optar por falsos setos o construir vallados vallados, conviene preguntarse si no vale la pena montar un verdadero seto de laurel y otras especies, para respirar mejor el aire y hacer un aporte ecológico al entorno.

Los setos en contextos urbanos son muy estrechos, mientras que en el campo el laurel puede pasar a formar parte de setos rurales más amplios y mixtos, compuesto por varias especies de tamaño bajo, medio y alto (árboles reales) con las importantes funciones de cortavientos, hábitat de diversas especies y corredores ecológicos.

Como se cultiva

Tras la plantación de la laurel, es importante seguirla en las primeras fases para garantizarle unas condiciones favorables para su crecimiento, pero no hay intervenciones especialmente exigentes por realizar. Como muchas otras plantas de cobertura, se trata de una especie adaptable y resistente, capaz de crecer con buena autonomía.

Riego y fertilización

El riego debe administrarse de forma regular solo a ejemplares jóvenes, tras lo cual las lluvias suelen ser suficientes para cubrir las necesidades de la planta, que en ningún caso son elevadas, y esto nos da la posibilidad de intervenir en casos de sequía persistente, con riego de emergencia.

Cada año es útil arrojar puñados de estiércol en la base de la planta o elegir otros fertilizantes de origen natural, orgánicos o minerales.

Mantillo y techado

En la base de la planta puede ser útil poner algunos buen mantillo orgánico a base de paja, hojas, incluida la corteza, tanto para limitar el crecimiento de malezas como para reducir la transpiración de agua, una precaución útil especialmente en zonas de sequía.

Si te encuentras en zonas especialmente frías, el mulching también puede ser una cobertura de las raíces del frío, y siempre en condiciones climáticas adversas, puede ser conveniente cubra las plantas aún jóvenes con hojas de tela no tejida.

Enfermedades y plagas del laurel.

Entre las enfermedades fúngicas que pueden afectar al laurel debemos mencionar mildiú polvoriento o dolor blanco, que se manifiesta como manchas blanquecinas de consistencia polvorienta en las hojas. Podemos intentar tratar la planta afectada con bicarbonato disuelto en agua, si es necesario haciendo varios tratamientos repetidos con una semana de diferencia.

Los insectos dañinos para el laurel son los cochinillas, que les gusta estar a la sombra de las ramas gruesas, y que chupan la savia de los brotes tiernos. Simplemente podemos pasar del algodón empapado en alcohol en las ramitas adjuntas, pero esta práctica es conveniente solo en presencia de una planta o unas pocas. Si las plantas son muchas podemos rociarlas con helecho macerado a la acción preventiva o para hacer frente a aceites blancos.

Además de las cochinillas, podrían ocurrir ataques de psylla, un pequeño insecto de color verde amarillento que infesta brotes, hojas y ramas jóvenes, alimentándose de savia y dejándote una gran cantidad de melaza pegajosa, que no solo provoca daños estéticos en la planta sino también cierta asfixia. Los ataques de Psylla se contienen tratando las plantas con jabón diluido en agua.

Podar el laurel

No existen reglas estrictas para la poda de laurel y en general la razón por la que se poda es sobre todo estética, por ejemplo, si forma parte de un seto al que es necesario dar forma y contornos bien definidos, o mantener limitado su desarrollo. Los periodos indicados para la poda del laurel son Septiembre-octubre y marzo.

En comparación con otras plantas en general, el laurel no requiere un aumento de productividad: un pequeño arbusto puede satisfacer el consumo de laurel en muchas familias con sus hojas.

En grandes setos trabajamos con cortasetos, para un rápido trabajo periódico de redimensionamiento.

Cultivar laurel en macetas

Laurel es una planta que también es adecuado para el cultivo en macetas, para el adorno de balcones, terrazas y patios. En esta condición, por supuesto, el tamaño sigue siendo limitado que al aire libre, pero todavía supera fácilmente el metro y medio.

LOSLa maceta ideal tiene al menos 30 cm de diámetro y altura. para ofrecer un mínimo de volumen en las raíces. La planta joven debe trasplantarse con un suelo de calidad, posiblemente mezclado con compost maduro y algunos puñados de otro fertilizante.

Será necesario agregar nuevos fertilizantes periódicamente, eligiendo preferentemente entre los naturales orgánicos o minerales, de los que también existen formatos líquidos que son convenientes para su uso con riego (macerados de plantas, de producción propia o comprados, harina de sangre, etc.).

Dado que es una especie de varios años, es importante prever trasplante periódico en contenedores de tamaño creciente, para dar espacio a las raíces, de lo contrario obligadas a envolverse en la poca tierra disponible, pero si realmente no quieres que la planta siga creciendo, al menos se recomienda reponer la tierra con frecuencia y agregar fertilizante periódicamente.

los riegos en macetas deben ser regulares.

Recolecta y usa hojas de laurel

Durante todo el año es posible eliminar hojas de la planta de laurel. para usarlo en la cocina. Ser una especie hojas perennes también encontramos hojas disponibles durante el invierno.

En virtud de su fuerte aroma se utilizan para para dar sabor a las sopas de legumbres pero también otros platos como juego, solo que deben usarse con moderación, de lo contrario su sabor podría cubrir el de la comida. Las mismas funciones pueden ser cubiertas por bayas emitidas por plantas femeninas, con el que también se prepara un licor.

Las hojas de esta planta medicinal se pueden hervir para hacer una té de hierbas simple que ayuda en caso de resfriados o dificultades digestivas.

Otro uso muy recomendable es la preparación de licor de alorino, un excelente licor digestivo a base de laurel.


Vídeo: Laurel - Jardinería (Mayo 2021).